lunes, noviembre 05, 2007

The Bourne Ultimatum

Este fin de semana he podido ver la última (¿y definitiva?) entrega de la saga del agente secreto Jason Bourne.

Lo primero que debo decir, tras revisar las críticas de las dos entregas anteriores ("Caso" y "Mito") es que el bueno de Paul Greengrass ha mejorado mucho. Si en la anterior entrega le puse a bajar de un burro, luego en United 93 mejoró mucho y en esta cinta, ha demostrado que había un buen director.

También he de decir que el guión de esta tercera entrega (y por tanto el libro en el que se basa) tiene mejor contenido. La historia vuelve a centrarse en Bourne, en sus dudas, en su pasado, en porqué es quién es, y cómo. Así de nuevo, la historia tiene un mismo eje, como en la primera entrega. Por ello, el resultado final no es deudor de un mal guión, sino todo lo contrario.

Con estos mimbres, la cinta es buena. Si, lo he dicho, me ha parecido una buena película de espías, de nuevo, volviendo a la realidad y crudeza de la primera. Las escenas de acción son contenidas, discurren rápido pero se entiendes fácil y lo que es mejor, parece que podrían ser así.

Matt Damon realiza una buena interpretación, poco expresivo eso sí, pero suficiente. El agente secreto atormentado, duro, calcular, y frío es creíble y además, no parece un superhéroe. Tanto David Strathairn (el agente de la CIA Noah Vosen) como Joan Allen lo hacen de maravilla. Sobre todo esta última. Aparecen dos grandísimos actores también con papeles pequeños, Scott Glenn y Albert Finney. Ambos excepcionales en sus cortas apariciones. En cambio, el florero de turno, Julia Stiles, que ya salía en todas las anteriores, no aporta nada y encima no es que sea una belleza que digamos :( :(

En fin, una buena cinta de acción que merece la pena verla. Alejada de grandes efectos y grandes "machadas" y que entretienen muy mucho :). Eso sí, requiere conocer la historia del personaje, y haber visto (o sufrido) las dos anteriores.

No hay comentarios: