jueves, septiembre 02, 2010

Al Límite


Viendo la horrorosa traducción del título (el original es "Edge of Darkness"), perpetrada una vez más, en este país que aborrece la versión original, ya habría tenido que huir de esta cinta, pero es que aún puede ser peor. "Al límite" es sin duda, una de las peores películas que se han podido estrenar este año, y Mel Gibson está mayor, sin gancho, sin interpretación y lo que es peor, sin ideas.

Digo sin ideas, porque llevaba "retirado" de la interpretación desde el 2003. Después de leer el infecto guión de "Al Límite" le pareció ideal para regresar. Vamos, un hacha el tipo este. Martin Campbell (cuyo mayor logro esta en "Casino Royale") firma como director esta nefasta historia MIL VECES VISTA, que encima está basada en una serie que él mismo ya firmó hace muchos años: "Policía mayor al que le matan a la hija corre a la venganza de los asesinos, sin importarle quién o qué está detrás de ello". Sin más.

La película es un cúmulo de tópicos, de escenas manidas, de fallos de interpretación, de fallos de dirección y de diálogos increíblemente malos, que asusta. Los diálogos resultan tan malos, que invitan más a lo cómico que a otra cosa.

Las interpretaciones....las interpretaciones ¡¡¡NO EXISTEN!!! Es que no hay ningún actor en ninguna escena. Hay una falta de cariño y de saber hacer que es flagrante. Parece que todos los actores estuvieran pensando en cientos de miles de otras cosas, en lugar de actuar. Gibson está fatal, en las escenas que NO son de disparar y que debe actuar, sólo está pensando en disparar y en no hablar. Y en las escenas de acción (más propias de un Bond o de un Bourne) es que no encaja. Vale, Gibson igual nunca ha sido un gran intérprete, pero es que aquí, directamente, no encaja. Ray Winstone, que es un excelente actor secundario ("Infiltrados", "The Proposition", "Cold Mountain", etc.), está aún peor. En unos momentos parece que está drogado y que no es él, y en otros, directamente está moviéndose delante de las cámaras. Resulta cómico en su última escena, donde debería ser dramático y con una fuerza terrible, pues nada, soso e impávido. Por no hablar del novio de la hija, el presidente de la corporación, el senador, etc. Todos están fatal fatal y muy muy mal.

Como decía la historia es mala a más no poder. Las cosas son tan sorprendentemente claras que no hay trama ni investigación, por mucho que el guión se tuerza en liar las cosas..es que no hay por donde cogerlo.

En fin, es un soporífero y previsible thriller. No, no...no es un thriller, es una comedia sobre el cine de acción. Es mala, muy mala.
Enhanced by Zemanta

No hay comentarios: