miércoles, septiembre 19, 2012

El Asesinato de Roger Ackroyd

Yo tendría unos 14 o 15 años. Esos añorados (o no) veranos de 3 meses. Devoraba libros en la sobremesa, ya que en mi pueblo pasábamos de 40º entre las 15 y las 17 horas, y sólo quedaba la siesta u otros menesteres que hacer bajo techo. Recuerdo una colección completa de Obras de  Agatha Christie y de Sir Arthur Conan Doyle. Libros recopilatorios verdes y rojos, respectivamente, que iban rotando entre un servidor y mis primos valencianos, primos estos que leían, no como otros primos míos que no han tocado libros en su vida. Y pasábamos unas tardes increíbles. Nos leímos todo lo que había sobre Miss Marple, Poirot, Holmes y demás. Así nació mi devoción por el "whodunit" y por Sherlock Holmes que ya os he contado muchas veces por aquí.

Pero claro, de eso hace más de 21 o 20 años. Mis recuerdos de aquellas obras son muy vagos, y aunque me apasionaron y las disfruté desde la primara a la última palabra, el joven de antaño y el adulto de ahora son muy diferentes. Por eso he decidido releer algunas de esas obras, tanto de Christie como de Doyle. Obviamente todas no podré, así que elegiré aquellas que por algo, me llamen más. He empezado con "El Asesinato de Roger Ackroyd" simple y llanamente porque es la obra que la lanzó a la fama, tiene un recurso muy tramposo que se le considera "fuera del juego habitual del whodunit" y más importante, es la obra de la autora que más le gusta a Connie Willis, esta ultima autora que estoy admirando desde hace bien poco, como podéis leer aquí.

"El Asesinato de Roger Ackroyd" cuenta lo siguiente: "En un pequeño y tranquilo pueblo inglés, King's Abbott, muere una dama. Parece un suicidio y hay muchas habladurías ya que se cree, o al menos algunos así lo sospechan, que esta dama hace tiempo asesinó a su esposo, borracho y mala persona. Roger Ackroyd es uno de los mejores y más ricos hombres del pueblo, se dice que secretamente enamorado de la dama fallecida. Roger Ackroyd queda muy impresionado por la muerte, curiosamente recibe una misteriosa carta dónde se le revelan hechos muy desastrosos sobre dicha dama. Pero antes de conocer el contenido completo de la carta, será asesinado. Poirot, recién retirado a King's Abbott, es llamado para tratar de resolver el oscuro caso. Para ello contará con la ayuda del doctor del pueblo, Sheppard, a modo de como antes le ayudaba el Capitán Hastings"

En primer lugar, destaca que la novela está escrita a modo de diario o narración en primera persona por parte del Dr. Sheppard. Aunque esto es parecido a otras novelas de Poirot dónde lo narraba Hastings, es un punto de vista MUY PERSONAL el del doctor. 

Lo segundo, y como decía en la introducción del libro, esta novela está considerada una de las más sorprendentes e inesperadas de toda la colección de Agatha Christie...y hasta ahí puedo leer. Incluso se la considera tramposa, y mucho, y hasta ahí puedo leer. 

A mí me ha seguido atrapando como lo hacía hace 20 años. La empecé el viernes a la tarde, y en dos horas me cepillé casi el 70% de la misma. No tuve oportunidad de leer más hasta la noche del sábado, donde irremediablemente me la terminé hasta entrada la madrugada. Es tan vertiginoso el ritmo, hay tanta intriga, pese a que el libro empieza "muy suave" pero va creciendo en intensidad de manera brutal. Sobre todo en cuanto Poirot hace de Poirot. Y cómo el punto de vista es "nuevo" por decirlo de alguna manera, es muy sublime como Agatha llega al sorprendente final. Final que realmente es bonito, encaja y cierra la novela de manera preciosa. Todo encaja, sin una sóla mentira del asesino, sin una sóla incoherencia. Es perfecta.

En fin, una novela culmen del género. Muy sencilla de leer, de esas que enganchan y encima que está tan bien escrita que alucinas. Una maravilla vamos....

Añadir que este post está dedicado a Bernar y Arnau, Arnau y Bernar, por compartir aquellos libros (y muchos más, y más cosas) en aquellos inolvidables veranos...

No hay comentarios: