miércoles, octubre 29, 2014

El Dragon de Hielo

He de reconcer que a George R. R. Martin "el personaje" últimamente lo tengo un poco de odio, desde el cariño. Ese personaje megalómano, que asiste a convenciones, que mete mano en producciones de HBO para contar cosas que no dijo en los libros o para crear mega-spoilers, que hace recopilatorios y se dedica a crear organizaciones benéficas en lugar de escribir. Ese "personaje" que debería estar encerrado en una mazmorra escribiendo "Winds of Winter" sin salir, bueno, sólo saliendo para beber un poco más de güiski y volver a escribir. Ese "personaje" no me gusta.

Pero el Martin que escribe (aunque sea escribir para beber) es otro. El Martin delante del ordenador con MSDOS, ese Martin es un puto genio. Es un escritor maravilloso, un escritor con una fuerza brutal, aunque sea en el género de fantasía para jóvenes. Ese es el Martin que queremos.

"El Dragon de Hielo" es la incursión de George R. R. Martin en el género de ficción/fantasía para chavales. Ese que domina J.K. Rowling, Paolini, o similares. Esta novela corta de 1980 (mucho antes de "Canción de Hielo y Fuego") ganadora de premios como el Ignotus al mejor relato corto extranjero, tiene todo lo bueno (y malo) de Martin, como siempre. Y siento decirlo una vez más, pero Martin, más allá de CdHyF es un puto genio. Puedo decir que sus obras fuera de la saga que le ha dado fama y dinero son mejores. En cada incursión en géneros (vampiros, space opera, ciencia ficción, etc.) lo borda. Ahí están las siguientes maravillas que no dejo de recomendar (click para ir a mi crítica):
El argumento de "El Dragon de Hielo" sería: "Adara es una niña nacida en el invierno. Es fría, extraña y no se parece en nada a sus hermanos. Además carga con la muerte de su madre el día de su nacimiento. Adara ama al invierno, está agusto en él, además conoce a un Dragon de Hielo que acude a ella cada invierno. Pero su país está en guerra, y aunque parece que nunca llegará, la guerra acabará azotando a su granja.".

Como decía es una novela corta. Apenas 100 páginas (que he devorado en menos de 40 minutos) en el que de manera muy sencilla y brillante, pero genial, nos plantea los perosnajes, una trama, la destroza y llega a un final. Escrita con las descripciones habituales de Martin, con preciosión en las explicaciones y trasmitiendo sentimientos, y sobre todo estableciendo un paralelismo entre el verano y frío, entre el tedio y la renovación, que resulta muy bonito de leer.

Pero ojo, está escrita con un lenguaje sencillo, pensado para el público más jóven, aunque con la belleza habitual de las palabras de Matin (y pedazo de traducción de Ignacio Gómez Calvo). Con todos los tópicos de este tipo de novelas: niño diferente, con alguna característica especial, amigo/compañero de juegos extraordinario (un dragón nada menos), amistad, sacrificio, familia, hogar destruido, etc. Sin embargo, la calidad del texto, lo importante del frío y el invierno, y la dureza de algunos pasajes, que pese a ser literatura para jóvenes, no está exenta de muertes, calcinaciones, y dolor, mucho, con la mano de Martin de por medio, hacen de "El Dragon de Hielo" una pequeña joya.

Me ha encantado el personaje de Adara, la niña protagonista. Es una niña diferente, su risa no es tan fácil como la del resto de niños de su edad, pero tiene una característica especial que la convierte en alguien único: es una niña del invierno. Irradia frío, quizá por ello se convierte en amiga de un dragón de hielo. Y, como decía, me encanta como el estilo de Martin puede quedar reflejado hasta en literarura para jóivenes. La crudeza sobre la guerra, una batalla corta pero épica, y sobre todo la complejidad de las reacciones humanas, el amor y el deber. Eso que también sabe mostrar Martin, aquí está, as usual. Y dragones. Muchos. A Martin le encantan, y volar al lomos de uno debe ser la leche.

En fin, un cuento totalmente recomendable. Una historia fría y cálida. Una pequeña aventura corta épica, con una niña inocente, fría y diferente de protagonista.Y con el sello de Martin, aunque no tenga nada que ver con CdHyF, es brillante, sencilla y genial.

No hay comentarios: