lunes, febrero 02, 2015

Maldad Bajo el Sol

Nueva novela de la señora Agatha Christie. Otra que me ha parecido una maravilla, sencilla pero muy efectiva, enrevesada pero con una explicación plausible como todas. En definitiva una nueva pequeña joya, en la que Poirot demuestra que la explicación más probable es la que resulta ser la mejor. Y como siempre recordar que esta maravilla es de 1941, nada menos.

El argumento sería: "Hércules Poirot pasa sus vacaciones en una pequeña isla, estación balnearia del sur de Inglaterra, donde comparte un tranquilo hotel con otros turistas ingleses y una pareja de americanos. Uno de ellos, la actriz Arlena Marshall, bella y rica, es odiada o envidada por los demás huéspedes, salvo por el atractivo Patrick Redfern, que es abiertamente su amante, lo que lleva con dolor la esposa de éste y aparente indiferencia el marido de aquella. Cuando Arlena aparece asesinada en una cala aislada, todo se pone patas arriba. No hay manera de encontrar a un culpable ya que todos parecen tener una buena coartada. Pero Poirot se encargará de desentrañar el misterio.".

Los personajes de esta novela son muy sencillos. Muy "arquetipados", lo que favorece que esta vez el entuerto sea encontrar al culpable de una manera "más física", destruyendo sus coartadas. Es una de las novelas de Poirot en la que la parte de personalidad y de "diálogos" es la menos importante. En esta novela la parte de tiempos, coartadas, dónde has estado, qué has visto, etc. es lo más importante. Es una de las mejores tramas de la autora, medida al milímetro y con un encaje de las piezas del puzzle perfecta.

En el capítulo en el que se desvela al asesino, en la típica escena dónde Poirot es el rey, este va pasando hasta por tres posibles asesinos diferentes, desmontando teorías y posibilidades, hasta que llega a desenmascarar y sacar de sus casillas al verdadero asesino. Magnífico.

En fin, otra maravilla de novela de Agatha Christie que merece la pena leer, as usual. Una de las mejores de la autora que animo a leer desde aquí.

No hay comentarios: